No son violadores

NO son violadores. El violador sabe que lo es, sabe que lo que hace está “Mal”. Planea, se esconde, acecha, actúa, calla y se vuelve a esconder. Y lo hace todo solo. Se sabe violador porque sabe que la mujer no quiere hacerlo y sabe que viola. Sabe que puede ser denunciado, detenido y castigado si la justicia hace bien su trabajo.

Ellos no son violadores.

Los 21 de La Manada, y tantos, no los son. Ellos saben, convencidos, de que lo que hacen está “Bien”. Que tocar, besar, manosear, penetrar, humillar y violar el cuerpo de una mujer está “Bien” y saben que a la mujer le gusta o les da igual. Y eso es divertido. Planean, ríen, lo graban, lo comparten y se jactan del hecho y todo lo hacen en grupo. Algunos son la envidia de sus amigos, qué tíos más divertidos y con suerte. No creen que puedan ser denunciados, ni se lo plantean y así ríen y bailan juntos para celebrarlo.

No son violadores. Y no sé lo que son, pero violadores no y, por lo tanto, nuestras leyes no definen ni acuerdan el nombre de lo que son y el delito que cometen. Porque para ellos y tantos, eso está “Bien”. Y forman parte de una estructura integrada y asumida en nuestra sociedad. Son una realidad que se expande, impregna y contamina y que sólo detecta aquella mujer que en algún paseo, bar, playa, metro, calle, portal o fiesta haya sentido alguna vez alerta, miedo o indefensión. O sea, todas.

Y los 21 de La Manada, y tantos, tampoco son lobos. El lobo es un animal orgulloso y fuerte que se mueve por instinto natural que ataca, agrede y mata para sobrevivir y forma parte del ciclo de la vida en la que todos estamos inmersos. Ellos no son lobos, porque son cobardes y débiles. No son lobos, son monos, Pero no esos maravillosos animales que viven en bosques y junglas y que están en peligro de extinción. Son aquellos monos que forman parte del eslabón perdido del Ser Humano y son incontables y numerosos. Aún no han desarrollado su cerebro racional, su neocortex humano, capaz de pensar, mentalizar, reflexionar, autocontrolarse o empatizar. No son capaces de adquirir conciencia moral ni son susceptibles de ser educados. Son monos y como seres distintos al Humano, no ven ni tratan a la mujer como otro Ser Humano. La mujer es un cuerpo y tres agujeros para tocar y usar para su propia diversión, la propia de un mono sin criterio ni razón. La mujer no tiene, por tanto, derechos humanos.

Quizás no deban estar en una cárcel, quizás deban estar en un zoo, apartados del entorno humano, en una jaula con barrotes en la que puedan dar vueltas sin parar. Tendrán suerte porque alguien les alimentará, cuidará y protegerá sus derechos y se preocupará de que estén alimentados y vivan en las mejores condiciones en las que pueda vivir un mono. Al fin y al cabo nosotros somos Seres Humanos.

Y en mi condición de Ser Humana proclamo mi derecho al enfado, a la ira, al pateleo, al grito y a la rebelión porque estoy en peligro y con mi cerebro instintivo activado sólo puedo salir corriendo o atacar. Y como no estoy en un portal rodeada de cinco monos, con mi sistema colapsado, me siento segura y con fuerzas suficientes para atacar con ira y desprecio. Mañana quizás, si dejo de sentirme atacada, podré ver más allá y con mi cerebro humano desarrollado reflexionar, respirar, serenarme y asumir que es un problema de todos, que el ojo por ojo quedó desterrado de nuestra evolución cultural y que tendremos que abordarlo con educación y de forma sensata y constructiva. O no.


Ade Navaridas | amarepsicologia.es

Conocí a Ade Navaridas (psicóloga y terapeuta) a través de nuestra Área de Profesionales. Al momento me impactó su seguridad, su espíritu crítico, y la fuerza de sus palabras. Ade es de esas personas con quien se puede contar para hacer grandes proyectos realidad. Que tienen ideas, y que se esfuerzan por llevarlas a cabo. Sin excusas. Que sabe de lo que habla y que se esfuerza generosamente por colaborar con los demás.

Gracias Ade por esta aportación.

No será la última ¿verdad?

Gorka Saitua | educacion-familiar.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s